30 abr. 2011

LA PRIMAVERA DE LA MALA LENGUA

Por: Alejandro Crivisqui

Dicen los sabios Hebreos desde tiempos milenarios que la “LASHON HARA” La Mala Lengua en antiguo idioma Hebreo, tiene como sanción una pena igual a la del asesinato o sea la pena capital. Según los sabios hebreos hacer “Mala Lengua”, hablar mal del otro, difamar o calumniar es comparable al acto de acecinar, nada mas que en este caso, son tres siempre los que sufren sus consecuencias principalmente, el que genera la Mala Lengua, el que le presta oído y la difunde y el que la sufre. Los dos primeros sufren el castigo de haber hecho el mal y el tercero sufre la injusticia de que hayan acecinado su buen nombre y honor, que muchas veces es difícil de recuperar.
La Mala Lengua y el “dicen que…” son dos de los peores males que sufren nuestra sociedad, vivimos en el marco de una sociedad frívola y enferma que contagia por los medios de comunicación el veneno de la mentira, las calumnias y la difamación del “dicen que…” y la Mala Lengua, utilizadas en la cantidad de programas de “chimentos”y de baja politica que pululan en la TV basura y también como herramientas políticas para desacreditar al adversario.
Vemos a diario usar y abusar de esta Mala Lengua con total impunidad a periodistas, políticos, dirigentes sociales, gremialistas, a oficialistas y opositores, vemos a la vedette, a la simple vecina y también a la “honorable” diputada, sin distinciones entre unas y otras, sin empacho y con total liviandad en usar contra aquel que piensa diferente o simplemente es diferente, esta “arma mortal” que es la Mala Lengua que era penalizada en el antiguo testamento como apacible de Pena Capital.
Vemos como la Mala Lengua también prende rápido entre los ignorantes y en sectores que desconocen cierta realidad, leemos y escuchamos por ejemplo los dichos y acusaciones de una legisladora nacional ante el lamentable y repudiable suceso de violencia que tiño con sangre formoseña nuestro suelo provincial acaecido en la Colonia La Primavera ¿Puede una diputada Nacional como Silvia Vázquez de la Concertación Forja, decir y acusar en una radio cordobesa a Gildo Insfran de nada más y nada menos que de: genocida? Vemos que si puede y lo hizo justo cuando los cordobeses estaban presenciando un juicio histórico, donde estaban sentados en el banquillo de los acusados dos Genocidas de verdad, como Videla y Menendez a los cuales la diputada descaradamente igualo a Insfran.
Los judíos por desgracia sabemos que es un genocida y del sufrimiento de haber padecido muchos genocidios y que al igual que los pueblos originarios hemos sufrido un holocausto y persecuciones, por ello me siento hermanado con ellos, no solo por ser hijos del mismo Dios y de la misma patria, si no también por la historia de persecuciones y discriminaciones sufridas igual o similarmente con los pueblos originarios, pero esta es una historia de trágicas persecuciones, que nos habla de genocidas como Hitler o Roca, de los Videlas y Menendez, etc. que planificaron y ejecutaron el asesinato en masa, una historia de Genocidas que nos habla de limpiezas étnicas, de la exterminación masiva de adversarios políticos y apropiación de sus niños, etc. Solo quienes cometen estos aberrantes hechos de lesa humanidad son genocidas.
Decir con tanta liviandad que Insfran es un “genocida” es desproporcionado y por lo tanto al igualarlo con Hitler es alivianar la condena histórica que debe sufrir eternamente Hitler!!!
Lo que hizo dicha legisladora es el uso imprudente e impúdico de dicha palabra y también una canallada política de poca monta.
Y por otro lado, es desconocer lo que sucedió en realidad en la primavera y apurarse a juzgar a Insfran sin todos los elementos de juicio, solo aplicando oportunistamente el arma de la Mala Lengua para atraer agua para su diluido molino.
Y me pregunto ¿La Diputada de verdad desconocía que los lamentables hechos de violencia se dieron en tierras privadas? ¿Sabia que en ningún momento el gobierno de la provincia fue a desalojar ni a reprimir a quienes estaban protestando desde meses en el corte sobre la Ruta 86? aparte esta es jurisdicción nacional y por lo tanto de Gendarmería de la nación, no de la policía provincial, mal podría actuar esta ultima.
Pero la “Honorable” diputada no hablo ni se lamento de igual forma de la muerte de un joven policía en el ejercicio de su deber, ni del abuso sufrido por una mujer policía ¿justo ella callo este episodio cuando se dice ser una abanderada defensora del genero?
La “Honorable” diputada debe saber que con el uso indebido del calificativo de Genocida para con el Gobernador Insfran, comparándolo con Hitler o Videla, lo que solo logro es desvalorizar y empequeñecer el fuerte significado del termino Genocida y así también degradar, en esa apresurada utilización de la Mala Lengua, a la propia y valiente política de derechos Humanos impulsadas por el gobierno Nacional y Popular de Néstor y Cristina Kirchner, que ella dice defender, de enjuiciamiento a los verdaderos genocidas.
Menos mal que no vivimos en una teocracia, donde las leyes del antiguo testamento sean la que rigiera nuestras vidas, por que si no, la diputada y cuantos mas estaríamos y me incluyo, ante una corte Rabínica y marcial por el uso constante de la Mala Lengua.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

SOLO TE PIDO RESPETO AL QUE PIENSA DIFERENTE.

AYER Y HOY LOS MISMOS ENEMIGOS